Agonía en solitario

En el madero, agonizante

se encuentra colgado Jesús,

solitario y siempre amante

viendo todo desde su cruz.

Solitario, como muchos

que agonizan y se van.

solitario como otros

que se guardan en soledad.

Jesucristo murió solo,

con sus amigos lejos de él

sin recibir un abrazo

viviendo un final cruel.

Teniéndose sólo a sí mismo

Jesucristo estuvo en la cruz,

Sintiéndose abandonado

Y viendo al final la luz.

En el madero, agonizante

se encuentra colgado Jesús,

solitario y siempre amante

acompañándonos desde la cruz.

En el madero, agonizante,

se encuentra colgado Jesús.

Abriendo los brazos bastante

y enseñándonos la luz.

En el madero, agonizante

se encuentra ahora el enfermo,

sintiendo el amor edificante

de aquel que venció a los infiernos

Maigo

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s